Mujeres

Desde que la fundadora de la Misericordia abriera la primera Casa de la Misericordia en 1827 para mujeres que buscaban un lugar en la sociedad, las Hermanas de la Misericordia han abogado enérgicamente por los derechos y necesidades de la mujer. Hoy esta labor impulsa a la Misericordia a abogar por la igualdad de oportunidades, a levantar su voz contra la violencia doméstica y la trata humana, y a abordar el impacto de la pobreza sobre las mujeres y las niñas.

Prayers and Reflections
Historias de acción
Advocacy Tools
Aboga con nosotras
Educational Resources
Recursos relacionados